Emprendimiento/Gerencia/Impuestos/Finanzas/Tecnología/Social/Educación

Opinión



viernes, 17 de agosto de 2018

Inteligencia de negocios


Para ser exitoso en los negocios en un ambiente globalizado y competitivo es necesario hacer uso de
todas las herramientas disponibles y con ello alcanzar logros de forma organizada y eficiente. Todo pasa por internalizar que los emprendimientos se basan en el trabajo constante, y en el uso consciente de la información que está entre las paredes de la empresa, la cual en ocasiones termina siendo imperceptible.
Entender qué está pasando, quiénes son los involucrados, cuándo ocurre, dónde exactamente sucede y por qué lo hacen, dará indicios para visualizar el requerimiento de su público y así identificar oportunidades de mejora que seguramente redundaran en rentabilidad y productividad. El cumulo de dicha información permitirá escalar la producción, proporcionando datos útiles a todos los involucrados. Indudablemente requiere de un esfuerzo significativo, pero debe confiar en que el valor de lo que recibirá rebasará cualquier expectativa; lo más importante es que todo está dentro de su organización, por lo que solo necesita determinar la forma de sistematizarla, y apropiarse de ella.
En función a esto nace el término “Inteligencia de Negocio”, definida por TDWI como el “proceso de convertir datos en conocimiento y conocimiento en acciones para crear la ventaja competitiva del negocio”. Luce sencillo, pero realmente tiende a complicarse si su organización no está debidamente preparada para apropiarse de información que a simple vista pudiese parecer irrelevante o dispersa.
Es importante destacar que la “Inteligencia de Negocio” no es un software único y mágico; es el funcionamiento de un conjunto de procesos de enfoque sistémico, apoyados por tecnología computacional, que al trabajar de forma coordinada logran responder preguntas que antes desconocía. Sistemas de almacenamiento de datos, minería, procesamiento analítico, administración de conocimiento, consulta y reporte/tableros de información, son algunos de los elementos que terminan entrelazándose en pro de un bien mayor.
Imagine saber quién es su principal cliente, el producto que consume, con qué lo acompaña habitualmente, la hora del día en que lo prefiere, la ubicación que más se le acomoda, el empaque que más le gusta y así un sinfín de datos importantes. Toda esa información le dará el perfil de su consumidor y con ello estará en posición de hacerlo sentir más satisfecho. Lograr mayores beneficios, desarrollo y crecimiento depende de su toma de decisiones, apúntese.

No hay comentarios:

Publicar un comentario