Emprendimiento/Gerencia/Impuestos/Finanzas/Tecnología/Social/Educación

Opinión



domingo, 29 de noviembre de 2015

Actualidad financiera y fiscal en El Diario de Guayana N° 228

Plan de negocio

Aguas arriba


Un plan de negocio  desarrollado de forma clara permitirá ejecutar una idea de manera apropiada o dará a entender que no puede darse tal como estaba planteada, brindando un instrumento de planificación con una serie de pasos sincronizados, que brinden un mapa de ruta ante lo que se desea lograr, servirá como un documento de mercadeo muy efectivo para obtener financiamiento externo de personas interesadas en el proyecto y dará pautas de control para poder medir nuestro rendimiento y hacer uso de correctivos.

Normalmente, un plan de negocios debe ser presentado con alto nivel de profesionalismo e incluso de estética, lo que traerá consigo que terceros sientan confianza sobre los datos aportados de forma ordenada y entendible para inversionistas prospectivos, que no necesariamente deben ser especialistas financieros u operativos en el área que se desea atacar a través de un emprendimiento formal.

Un resumen ejecutivo como cabeza del plan, permitirá bridar una visión precisa de lo que se desea abarcar. Algunos inversionistas quieren ser impresionados con pocas palabras, por lo que este sumario debe tener un impacto tal que genere ruido a las personas interesadas. El beneficio que se tendrá en el corto, mediano y largo plazo y la propuesta de valor hará que cualquiera gire la cabeza entorno a una idea. De no haber entusiasmo por parte del creador de la idea, existe una altísima probabilidad de que el proyecto solo sea apreciado por especialistas o inversionistas de comprobada experiencia, que puedan leer entre líneas. El objetivo es que podamos sorprender con innovación, calidad y una seria expectativa de rentabilidad.

Aguas en el medio

Luego de esto, ya debemos llevar el plan a un tema más concreto y específico, por lo que debemos aterrizarlo a lo posible y medible. Para crear una idea se necesita soñar, pero para emprender se necesita actuar. Siendo así, la propuesta de valor (producto o servicio) debe tener una claridad tal, que permita a cualquiera visualizar hacia donde se dirigirán los esfuerzos. Si no se está claro del producto y/o servicio, es mejor no continuar, dado que el tiempo en su recurso definitivamente no renovable.

Presentar un análisis de mercado permitirá entender que si tenemos cabida. Los verdaderos innovadores crean una necesidad y la convierten en un negocio, dado que su nivel de motivación los lleva a competir consigo mismo y no a intervenir en mercados ya saturados y que realmente lo que se logra captar es una cuota que puede o no ser rentable. Las teorías de los océanos es muy entretenida al momento de entender que mientras más audaces seamos con la innovación, más probabilidades tendremos de crecer y proponer.

Aguas abajo

No es incorrecto intervenir en mercados ya existentes, el asunto estará en marcar en que nos diferenciamos de otros. Si no podemos hacer eso, volvemos ante el punto anterior en cuanto a la importancia del tiempo en nuestras vidas. Ya con esto claro, llega el momento de considerar los aspectos económicos dado que esto nos informará sobre la inversión inicial, el mantenimiento del negocio en un tiempo razonable y la autosustentabilidad futura. El concepto de negocios de oportunidad no entran dentro de este esquema que se les presenta, dado que para esos negocios lo único que se necesita es apretar el gatillo y ya.

En un ambiente como el que vivimos, el aspecto legal, tributario y todos los riesgos inherentes deben formar parte del análisis, dado que de allí sabremos realmente si podemos incursionar en el mercado, los pasos que debemos dar para ser asertivos y el impacto que eso tendrá en las finanzas.


Mucha de esta data la obtendremos si nos apoyamos en herramientas como la FODA, dado que al aplicar esto con absoluta objetividad, lograremos ver realmente como estamos parados para afrontar nuevos negocios. Ciertamente muchos empresarios no hicieron advertidamente nada de esto para iniciar un proyecto; sin embargo, les puedo garantizar que la gran mayoría  empíricamente fueron haciendo reflexiones de este tipo consigo mismo para poder construir negocios de larga duración. Hasta la próxima entrega @wlagc http://actualidadfinancierayfiscal.blogspot.com/

domingo, 22 de noviembre de 2015

Actualidad financiera y fiscal en El Diario de Guayana N° 227

Modelo de emprendimiento 

Aguas arriba


La sistematización en la creación de ideas de negocio no es algo nuevo ni exclusivo para emprendimientos  sofisticados, es sólo la decisión de accionistas y visionarios de tratar de crear un esquema razonable que tenga como fin ver el mercado con objetividad y crear. El ser desestimado producto de las crisis, puede ser más bien un error garrafal por varios razones de distinta índole e incluso por los problemas paradigmáticos que nos arropan en nuestro día a día y la miopía habitual que la ingenuidad multiplica.

La unión de herramientas probadas, experiencia y pasión es lo que hará que se puedan ir creando soluciones. Cada una por separada es terrible, aunque más me preocupan los teóricos abstraídos de las realidades que se viven en el campo de batalla, dado que en este caso desestiman los esfuerzos que se deben dar día a día para sostener un negocio en marcha. Muchos creen que tener una macroestructura se logra sólo porque la teoría así lo dice, cosa que es totalmente falsa.

Por otro lado, el confiarse solo de la experiencia hace que nos confiemos en extremo de nuestras habilidades y obviemos que todo evoluciona y que de una u otra forma debemos ir agregando conocimientos y sobre todo sistematizarlos. Es fundamental tratar de darle caudal a todos los golpes que se llevan en el día a día empresarial, el cual engloba a la generación de ingresos, el cumplimiento de obligaciones, la generación de oportunidades de crecimiento y en el ínterin, sortear con altos niveles de regulación gubernamental.

Aguas en el medio 

El modelo Canvas, el Lean Startup, el Mínimo Producto Viable e incluso la FODA permiten que visualicemos nuestro negocio y hagamos que todas las condiciones jueguen a nuestro alrededor de forma asertiva. Cada vez es más difícil, pero eso hace que necesariamente la pasión por lo que se hace sea el motor anti escépticos, teóricos y negativos que abundan cuando las situaciones económicas no son propicias para emprender.

Aplicarlas de forma apropiada requiere en ocasiones de algo de ayuda externa y/o compromiso interno para poder garantizar que algo bueno salga de allí, lo cierto es que las posibilidades pueden ser infinitas para inversionistas y dependientes, los cuales verán prosperidad si se logra el tan ansiado crecimiento.

Aun cuando los negocios estén bien hoy, no quiere decir que demos quedarnos dormidos mientras vemos que otros siguen innovando, por lo que es clave que se logren hacer constantemente nuevas propuestas. Por ello se les debe exigir a los gerentes, que tengan responsabilidades asociadas con la innovación y la calidad.

Aguas abajo 

Si leemos el periódico un rato, puede que sintamos la infinita necesidad de no hacer mayor esfuerzo, lo que sumerge a muchos a quedarse estáticos, por lo que se genera una mayor brecha entre los que si deciden tomas las oportunidades que apenas se pueden divisar. Por otro lado, existe un contingente que advertida o inadvertidamente enarbola la bandera del terror.

En el break, se siguen cerrando puertas, que se muestran como portones para otros dispuestos a entender el mercado y que actúan de forma inmediata ante cada situación que se presenta en una jurisdicción que cada vez más se empeña más en hacernos quedar mal comparativamente.


Sistematización, experiencia y pasión son los pilares para poder hacer cosas. La primera se adquiere con un libro en la mano y horas de estudio, el otro se logra observando y actuando y el último se logra estando motivado para trabajar. Para esto último, no espere unas palmaditas en la espalda, dado que pocos estarán dispuestos a verlos cruzar la meta. Hasta la próxima entrega @wlagc http://actualidadfinancierayfiscal.blogspot.com/

domingo, 15 de noviembre de 2015

Actualidad financiera y fiscal en El Diario de Guayana N° 226

Derecho a la defensa

Aguas arriba


Para el Congreso Internacional de Gerencia, Tributos y Finanzas aporté un breve trabajo sobre los medios de defensa de los contribuyentes hoy en día. Obviamente este es un tema muy extenso que se ha debatido a distintos niveles y que por supuesto merece un trabajo de entendimiento e investigación bastante alto, considerando que tiene una incidencia extremadamente tangible en la manera como interactúan los distintos sujetos de derecho que hacen vida en cualquier jurisdicción.

Está muy claro que el Estado por su poder de imperio está facultado para reclamar los tributos que considere conveniente, mientras estos no afecten el normal desenvolvimiento de los contribuyentes, fundamentado en una serie de principios que los venimos estudiando desde muy temprano como parte de un proceso formativo formal y además para de una forma u otra poder apoyar a nuestros clientes. Desde la óptica del contribuyente, debe existir ciertamente una aceptación voluntaria a cumplir con esto, considerando el deber ciudadano que tenemos.

En sintonía con esto, la relación (dentro de las distancias) debe ser lo más justa posible, por lo que las partes (sobretodo el débil jurídico) debe tener el derecho a defenderse y a ser oído. De lo contrario, comenzarían grandes distorsiones en la forma como estos interactúan y los resultados suelen ser corrupción, discriminación, intimidación, discrecionalidad, entre muchos otros. Como ven, todos son nefastos y generan una gran incertidumbre por la inseguridad jurídica que pudiese suscitarse.

Aguas en el medio

La Quinta Disposición Transitoria establece que  debe darse cabida a la introducción de procedimientos administrativos más expeditos, lo que si bien es cierto puede tener efectos beneficiosos para los contribuyentes e incluso la Administración Tributaria, en algunos casos pudiese convertirse en la desmejora de garantías básicas. Es importante destacar que la finalidad del procedimiento administrativo es la de llegar a ciertos resultados y resguardar los intereses del Estado, mientras en el ínterin no se vulneren los derechos del débil jurídico. La racionalización y eficacia en la actuación del Estado y de los particulares, es la que debe ser medida y de allí fundamentarse la defensa de los últimos, en caso de ser requerida.

De acuerdo a sentencia de la Corte Suprema de Justicia, ponencia de la Dra.  Hildegard Rondón de Sansó  “el derecho a la defensa que las modernas corrientes subsumen dentro de la noción más amplia del derecho al debido proceso, extendiéndolo tanto al campo jurisdiccional como a la esfera administrativa, es un derecho fundamental que nuestra Constitución protege y que es de tal naturaleza, que no puede ser suspendido en el ámbito de un Estado de Derecho, por cuanto configura  una de las bases sobre las cuales tal concepto se erige” Caso “Aerovías Venezolanas, S.A. (AVENSA) 18 de agosto de 1997.

Aguas abajo

El Artículo 49 de la Constitución es muy elocuente al establecer que el debido proceso se aplicará a todas las actuaciones judiciales y administrativas, permitiendo: i) La defensa y la asistencia jurídica como derechos inviolables; ii) La presunción de inocencia; iii) El derecho a ser oído; iv) El  derecho a ser juzgada por sus jueces naturales en las jurisdicciones ordinarias o especiales; v)El hecho de que nadie puede ser obligado a confesarse culpable o declarar contra sí misma o ante otros plenamente identificados; vi) Ninguna persona podrá ser sancionada por actos u omisiones que no fueren previstos como delitos, faltas o infracciones en leyes preexistentes; vii). Ninguna persona podrá ser sometida a juicio por los mismos hechos en virtud de los cuales hubiese sido juzgada anteriormente; viii). Toda persona podrá solicitar del Estado el restablecimiento o reparación de la situación jurídica lesionada por error judicial, retardo u omisión injustificados.


Imposible más elocuencia por parte de este importante Artículo, por lo que no queda mucho más que decir o agregar. Hasta la próxima entrega @wlagc http://actualidadfinancierayfiscal.blogspot.com/

domingo, 8 de noviembre de 2015

Actualidad y financiera y fiscal en El Diario de Guayana N° 225

Procesos

Aguas arriba 


El aprendizaje del empresario serio y consistente ha sido inmenso hasta la fecha. Sortear tantos escollos, problemas e intimidaciones para generar puestos de empleo, pagar tributos y obtener rentabilidad, mientras se mantiene la llama de generar una propuesta de valor, hace que este proceso sea mejor que el MBA más respetado del mundo. Está claro que en ningún aula del mundo se puede aprender tanto, por lo cambiante de la situación.

Conversar con un empresario de oficio, que atienda sus negocios con abnegación y que le estimule mantenerse informado, es una experiencia bastante interesante, considerando que el consultor normalmente se apega a procedimientos, párrafos, leyes y números muy fríos, sin entender que eso es sólo parte de la información con la que debe luchar el empresariado. El empresario sin pasar por la teoría, tiene que adaptarse a la práctica de manera instintiva.

Esto, bien encaminado, puede enriquecer a ambas partes (si están interesadas en ese proceso) para poder llegar a fines comunes que en líneas generales vayan dirigidas a ser más rentable y creativo. Esto redunda en mejoras tangibles y necesarias en un ambiente de crisis. La ganancia es infinita si todos tienen la suficientemente flexibilidad para entender y adaptarse.

Aguas en el medio 

El reto inmediato es poder llevar ese interés a las primeras líneas de mando de las compañías y consultoras, dado que ese deseo genuino de aportar valor nace luego de experiencias diversas y de la comprensión de que si se da más, se recibe más también. Eso es casi tan difícil como el poder permear estos valores a una segunda generación desinteresada.

Lamentablemente, para llegar a eso deben darse muchas condiciones de motivación, empoderamiento y remuneración, las cuales harán que eventualmente un gerente general o gerente operativo deje de preocuparse porque el libro de compras y ventas este completo (debe estar pendiente, pero con otro rol) y se preocupé por optimizar los negocios en los cuales interviene y hacerlos cada vez más precisos.

Todavía es habitual colocar en la agenda puntos relacionados a optimización de costos y procesos, mientras del otro lado la preocupación es si el comprobante de retenciones cumple con la providencia. El asunto es que el tema no es trivial, pero empresarialmente debe dársele un espacio finito. Cuando no ocurre esto, dejamos que el negocio se desvirtúe.

Aguas abajo

Suena injusto, pero lo cierto es que en este momento la meta de toda gerencia debe ser  planificar el diseño de productos y servicios que puedan ser replicados en el mercado internacional. Esto no implica (inicialmente) abandonar nuestros mercados y espacios. La génesis de esto es garantizar la sustentabilidad de nuestros proyectos y evitar que se pasmen por baches transitorios.

Esto no es sencillo. Si lo fuere, muchos apuntarían a ello, considerando que todas las jurisdicciones tienen sus particularidades que hace que no sea de un día para otro el poder emprender proyectos. Sigue siendo un trabajo a pulso que requiere ingenio, tiempo y dinero para una ejecución satisfactoria.


Aquí pareciese que lo más importante es depurar procesos para que los mismos sean replicables en jurisdicciones análogas. Ya eso será un buen inicio para con ello ir sembrando esa semilla que pudiese ser un proyecto multi sede y moneda. Todo eso redundará en beneficios mediatos e inmediatos. Hasta la próxima entrega @wlagc http://actualidadfinancierayfiscal.blogspot.com/

domingo, 1 de noviembre de 2015

Actualidad financiera y fiscal en el Diario de Guayana N° 224

Propiedad intelectual 

Aguas arriba 


Los países suramericanos tienen por excelencia un altísimo nivel de rezago en materia de propiedad intelectual, lo cual pudiese tener un efecto importante para desarrolladores de tecnología de gran o pequeña escala, los cuales obviamente requieren de un aparato legal sofisticado para crear bienes y servicios patentables y que la protección gubernamental les permita seguir haciendo cosas.

Al haber incertidumbre al respecto, hace que marcas, fórmulas y tecnología sean llevadas a países más industrializados que si respetan el aporte individual de cada persona o entidad de cara a la innovación. Es por ello, que escuchamos con orgullo que algún latinoamericano desarrolló algo, pero ese algo no fue ejecutado en su país de origen. Si esto fuese revertible, los resultados se harían notar muy rápidamente.

Cualquier miope pudiese decir con orgullo y altivez que eso afecta sólo a las transnacionales, pero lo cierto es que a ellos es a quien menos afecta, dado que una corporación siempre tendrá los recursos para buscar jurisdicciones amigables al respecto, por lo que realmente afectará es a la comunidad académica y de emprendimiento que si desea producir resultados que apunten a la innovación pero que reciben poco respaldo privado y cero (o condicionado) público. Esto es una bomba de tiempo para el conocimiento en desarrollo.

Aguas en el medio 

En la academia se nota a leguas que los modelos de negocio creados no apuntan a la innovación. Van dirigidos a lo habitual, para con ello emprender algo que sencillamente cubra los costos y gastos, de un porcentaje de rentabilidad y permita al empresario sostenerse, dejando el valor agregado para otro momento. El valor agregado debería ser el centro; sin embargo, la oportunidad es la que ocupa el principal espacio.

Incluso, eso se ve en trabajos intelectuales, donde los profesionales siguen enfocando sus esfuerzos en letras y números, pero no es crear una experiencia de servicio a los clientes (incluso puede que los mismos clientes no requieran esa experiencia, dado que no valoran en producto) para con ello hacer cosas más interesantes en lo técnico.

Al escribir sobre el emprendimiento sin innovación no se pretende criticarlo sin más, dado que es parte del resultado de la crisis que se atraviesa, siendo así, lo importante será crear esa base que estimule algunos pocos, para con eso ir oxigenando el sistema y con ello sembrar algo y no sólo leer párrafos interminables que ayudan a pocos y aburren a muchos.

Aguas abajo 

Estimular a una población con una nube negra encima es una misión muy dura. Existe una altísima preocupación hacia riesgos medianos e incluso pequeños y pareciese que actividades informales suenas más interesantes a fin de poder generar recursos para sobrevivir. Esto, de masificarse, generará innumerables problemas que ya vemos con mucha nitidez y que sumergen a cualquier sociedad en la era de las cavernas.

No obstante a esta situación, es deber de los que permanecemos aquí, dar ciertas condiciones que tengan como fin mantener la llama viva de una generación que creó las bases para esta derrota y otra que prefiere hacer batalla en otros frentes y con ello hacer realidad las expectativas que nosotros de jóvenes veíamos con inmensa claridad. Hasta la próxima entrega @wlagc http://actualidadfinancierayfiscal.blogspot.com